8.5.11

Reciclando: Molinillo de viento.

Mudando de conversación, que diría mi abuela, este post va de manualidades.

Resulta que es una como más de hechura, y cuando estoy "quieta" (sin viajar), no paro "quieta", me gusta hacer cosas, a ser posible productivas.

En este caso he hecho unos molinillos de viento, con botellas de plástico, que estoy utilizando a modo de espantapájaros para mi pequeño huerto. Advertencia: no funciona. Es decir, para el mogollón de pájaros si, se asustan un poco (al principio), pero los mirlos siguen comiéndose mis lechugas. Será cuestión de ponerles una malla.

El caso es que para talleres varios de manualidades, como jóvenes scouts, o mayores, puede estar chulo hacerlo. Y como se lo prometí a una amiga, pues publico todo el proceso que yo he seguido.

Evidentemente, el plástico se puede pintar, o añadirle un montón de cosillas que se me ocurren, para que quede "bonito" en el jardín o en la terraza. Vamos a ello.

*MATERIALES:

- Botella o bote de plástico (hice uno con el bote de Cola-Cao).
- Rotulador, mejor si es de CDs.
- Un trozo de alambre viejo.
- Fuente de calor, con llama: vela, fuego de la cocina, camping-gas.
- Tijera potente, hay que cortar el plástico.
- Celo ancho o grapadora o Loctite.
- Alambre, unos 50cm. es suficiente, para colgarlo.
- Alicate de punta.
- Un botón ancho, pero que entre holgado dentro del tapón de la botella.
- Cinta de cassette, cintas de rafia, o lo que se quiera para adornarlo.

*PROCEDIMIENTO:

- Dibujamos la línea de corte, que dará forma a las aspas, en la botella. En el fondo de la misma, hay que hacer una especie de curva. (ver figura del vídeo).

- Calentamos el alambre viejo con la llama, y lo usamos para quemar el plástico de la base de la botella, y recortarlo.

- Del mismo modo hacemos el principio del corte del aspa, que en la base todavía es muy duro para la tijera.

- Recortamos las aspas, por las líneas que hemos dibujado antes.

- Doblamos cada aspa sobre sí misma, hacia afuera de la botella, y en DIAGONAL, para darles horizontalidad.

- Pegamos, espalda con espalda, cada aspa consigo misma, con el celo, la grapadora o el Loctite (me fio menos del pegamente, lo que mejor queda, por discreto, es graparlas). Esto es para que las aspas queden bien fijadas horizontalmente, pero con plano vetical. Es difícil de explicar, si no lo entiendes mira el vídeo.

- Hacer un agujerito en el centro del tapón, con cuidado que debe quedar fino, lo justo para que pase, a gusto, el alambre.

- Yo les he hecho unos agujeritos (con el alambre caliente), a las aspas, en su borde inferior, para colgarles las cintas, que al moverse con el viento, asustarán más a los pájaros.

- Cortamos las cintas del cassette, de rafia, etc., y las pasamos por los agujeritos. Si las pasas por el centro y las introduces en el ojal que dejarías, no hacen falta nudos. En otro colgué un CD viejo de cada aspa, pero debemos tener en cuenta que, cuanto más pese, menos se mueve, por eso para este elegí las cistas del cassette.

- Hacemos un circulito con el final del alambre largo, y lo doblamos, para que sugete el botón. Le metemos el botón.

- Metemos el alambre por el agujerito del tapón, de modo que quede el botón dentro del mismo.

Os dejo un vídeo explicativo con todo el procedimiento.



Ya tenemos nuestro molinillo de viento. Ahora sólo queda colgarlo y esperar que sople el aire.

3 comentarios:

  1. hola Yola! muy bueno tu trabajo, estoy reciclando botellas para hacer flores para adornar el jardín y encontre tu video en internet, me gusto mucho, espero que me salga,asi tu molinito tiene un gemelo en Argentina, un abrazo! Marcela.

    ResponderEliminar
  2. Me alegra que te guste Marcela. Seguro que te sale precioso!!
    Gracias por tus palabras.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. estoy haciendo molinetes con mis niños para nuestro huerto casero en El Salvador, te cuento si me sale, esta genial!!! gracias.

    ResponderEliminar

Anímate a compartir tus pensamientos