20.3.11

Tiramisú. Hoy nos tomamos el postre en Italia.

Hoy Yola está en la cocina que, lo queramos o no, también forma parte del viaje por esta vida. Además es una de esas paradas que me encantan.

Ayer preparé un sucedáneo de Tiramisú, y digo sucedáneo porque, supuestamente, de lo que conocemos como Tiramisú, lo único que queda, corriendo mundo, es su nombre.

Os pensaba contar algo sobre el postrecito que hace las delicias de mis congéneres más cercanos, pero resulta que hay dos versiones, a cual más creíble, y en realidad el origen, a día de hoy, parece desconocido. Aunque a mi me resulta especialmente simpática la historieta del burdel de Treviso (Veneto).

Sólo destacaría que, lo que se ha adoptado, y registrado, como "receta original", es un simple batido de huevos y azúcar, sobre cama de bizcochos Savoiardi, previamente mojados en café espresso y todo ello espolvoreado con cacao. Ni más, ni menos. De modo que todo lo demás que cocinamos, o comemos por ahí, son simples (y deliciosos) sucedáneos. Ni el queso, ni la nata, ni el licor tienen derecho alguno a hacerse protagonistas de esta gloriosa receta. Y mucho menos otros ingredientes más extravagantes que he visto por ahí, como frutas frescas.

Como hay millones de recetas, la mía ha sido extractada de un sin fin de paseos por la web, probando las que más me gustaban y acomodando las cantidades al gusto. Es la única con la que he conseguido una proporción equitativa entre bizcocho y crema, sin que se me desmorone el pastel por el peso. El resultado de este largo trabajo de investigación ha sido este.

Ingredientes:
- Un tazón de café solo... y cargadito.
- 100 gr. de cacao en polvo, lo más puro posible (o amargo si te gusta). También vale rayar la tableta del "chocolate de hacer" de toda la vida (suele ser mi elección).
- Un chorrito de Amaretto. Admite casi cualquier licor no afrutado: de café, coñac, whisky, Baileys (a mi me gusta mucho con Baileys).
- Unos 125 gr. de azúcar (como medio vaso)
- 3 huevos.
- 250 gr. de queso Mascarpone (una tarrina). Podría valer cualquier otro queso fresco (sin apenas sabor) que, una vez mezclado quede con textura y cuerpo de nata montada.
- 0'3 l. de nata líquida para montar (mínimo 30% de grasa).
- 3 gotas de limón... venga vale, puedes poner 5.
- Unos 24 bizcochos de soletilla (una bolsa).


Elaboración:

1. Diluir 1/3 (un tercio, para los de la LOGSE) del cacao, y el chorrito de Amaretto, en el café. Disponerlo en un plato o fuente honda, será más cómodo para mojar los bizcochos.


2. Mezclar las yemas (solo las yemas) de huevo, con el Mascarpone y la mitad del azúcar, con una cuchara de palo, o como mucho el batidor manual, y despacio. SIN BATIDORA.



3. Batir las claras a punto de nieve. Eso es hasta que no resbale de la cuchara y se vea que tiene cuerpo. Es más fácil y queda mejor, si añadimos unas gotitas de limón.


4. Montar la nata, con la otra mitad del azúcar. Para que monte, la nata tiene que estar (al contrario que nosotros) muy fría, pero sin haberse congelado. Yo bajo la temperatura de la nevera la noche antes un poquito y, mientras hago los otros pasos, meto el recipiente donde la voy a montar, también en la nevera, esto me facilita y asegura el trabajo.


5. Mezclar la nata con el batido de yemas y queso, con la cuchara de palo, añadiendo la última mezcla despacio, y con un movimiento envolvente de arriba a abajo.


6. Mezclar el resultante del paso anterior con las claras. Y en este paso más que nunca, con la cuchara de madera, muy despacio (muy), y con el movimiento envolvente de abajo a arriba (o viceversa, eso da igual). Este es el truco del almendruco, y se debe hacer así para que la crema no pierda cuerpo.


Montaje: Preparamos un plato grande (yo uso el de pizza) o una bandeja de tarta, pero resistente, y ponemos el lateral de un molde, de los que se abren. Vamos introduciendo por capas:
1. Capa de bizcochos mojados (que no empapados) en la mezcla de café.
2. Capa de crema.
3. Nueva capa de bizcochos mojados en café.
4. Última capa de crema.




Por último, tamizamos el chocolate en polvo, con el colador, o espolvoreamos el rayado en su caso, sobre toda la superficie del pastel. Y dejamos reposar en la nevera, al menos 6 horitas. Es mejor hacerlo de un día para otro.



La superficie admite muchas decoraciones, aunque a mi me gusta así de sencillo, tal cual sale. Pero si decides decorarlo, recuerda que el único soporte va a ser un frágil cuerpo de nata, así que mejor que no pese mucho.

Poco antes de servirlo, desmoldamos con cuidado, girando el molde según lo abrimos, para que no se pegue y se destroce, o incluso metiendo el cuchillito por el borde, que en este no se nota.

Fácil verdad, en una horita lo tienes hecho y es muy agradecido. ¿Qué, te animas? ¿Se parece a la que ya hacías? ¿Te animarías a hacerlo para tu anfitrión couchsurfer? ¿Imaginas mejor postre para cocinar en pareja? Ummm!! Yo creo que los 0'3 de nata líquida, son a propósito para que sobre más de medio brick y.... Eso si, la casa puede terminar un poco perjudicada ;)

6 comentarios:

  1. Menuda pinta que tiene el tiramisú! :9 No sabía que la receta original era sin queso, pero eso me ha hecho pensar en el all-i-oli, que supuestamente es ajo y aceite, y también a acabado con un huevo por en medio sin saber bien porqué...
    Parece que hoy estamos cocinitas, yo acabo de hacer un bizcocho relleno de Nutella! :9

    Un saludo,

    ResponderEliminar
  2. Relleno de Nutella!!! Queda mejor para relleno que la nocilla?? Aunque creo recordarlo bastante similar.

    Lo de las recetas desvirtuadas creo que es común a muchísimas, mira el gazpacho, el pisto, las migas o cualquiera de nuestros españolísimos guisos que, según la comarca van variando. Pero todos estos tienen un origen más o menos claro, y una receta original, pero lo del Tiramisú ya clama al cielo!!

    A mi la cocina me encanta, y ya que el barco va a estar anclado a puerto una larga temporada, pues investigo "otros mundos", jeje

    ResponderEliminar
  3. Sí, es que la Nutella es más líquida y por eso se puede untar mejor. Tu investiga que desde este lado lo agradeceremos! :9

    Un saludo,

    ResponderEliminar
  4. Ah! Ok, tomo nota y seguiré investigando ;)

    PD: ¿Desde este lado?

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola! Alguna vez he pasado por aquí pero nunca había dejado ningún comentario. Esta más que jugosa entrada se lo merece.

    Ya contaré qué tal cuando lo haga. Con que tenga la mitad de buena pinta que tus fotos...

    A seguir así!

    ResponderEliminar
  6. Encantada Antonio. Ánimo con el Tiramisú ;) Ya nos contarás.

    ResponderEliminar

Anímate a compartir tus pensamientos