18.2.09

Cruzando Mozambique

-----Solo lo tenía como país de paso y una corta parada en mi segundo objetivo. Pero caramba con Mozambique, lo de atravesarlo de sur a norte tiene su miga. Llevo vagando por el país 22 días.

-----Y es que estoy cansada, excepto los pocos días que paré en Maputo, Vilankulo, y ahora en el norte, me la he pasado organizando, de chapa en chapa, de pensión en albergue, de un lado para otro, para conseguir llegar.

-----Todos los chapas de largo recorrido salen a las 4 o 5 de la mañana. Te pegas viajes en plan toapretadísimos, a 40 grados a la sombra (no, los chapas no tienen aire acondicionado), de una media de 10 horas (si he escrito media). Terminas sin saber si el cosix es tuyo o del vecino. Y por más que intentes ir medio limpia, juas. Todos los días lavo la ropa, a mano, lo bueno es que se seca en dos horas. Y todos los días llego a destino dando asco, cansada, no, agotada. Compra agua, y alguna fruta o zumo, lava, carga las baterías que toquen y duerme un rato que te vas a las 4:00. Y así día tras día.

------21.01. Llego en chapa enano desde Manzini (Swazilandia), dicen que son 4 horas, que se convierten en 6. Paro unos días en Maputo para verlo y habituarme al país.


Chapa pequeño.

------25.01. Llego a Vilankulo desde Maputo en chapa grande. Salida sobre la 05:30. Dicen que son 9 horas, que se convierten en 11. Aquí si, me tomo cuatro días de vacaciones.

------29.01. Llego a Beira en chapa mediano desde Vilankulo. Salida a las 4:30. Hay que comprar el billete el día anterior por la tarde. 10 horas.

------30/31.01. Desde Beira, también hay que comprar el billete el día antes y ya no quedaban, en ninguna de las 3 compañías que viajan hacia el norte, así que me toca quedarme un día. Si vienes de Vilankulo y no piensas parar en Beira (no hay excusa para hacerlo), avisa al conductor del chapa de vilankulo, el se encargará de "apañarte carro" para Quelimane, o sea, de reservarte el billete para el día siguiente. Una noche te toca hacer aqui, quieras o no.

-----Aprovecho para dar una vuelta por la ciudad. No encuentro nada que realmente merezca la pena, o será el cansancio?. He intentado conseguir un vuelo, porque al final sale por lo mismo, pero tampoco hay hasta el lunes, 3 días aquí sale muy caro.

-----Consigo billete en el chapa. Mañana salimos a las 4:00 dirección Quelimane. Un toapretaos mediano. No hay que fiarse de ver un bus más grande, porque eso solo significa que entra más gente, en el pasillo claro. Les ponen unas garrafas, si la compañía es buena, tiene unos cojinetes estilo plaza de toros o cine de verano, para poner sobre las garrafas. Es decir, más apretaos que apretaos, con la gallina, las cabras arriba, en la baca, los bebés, que lloran, comen, y cagan, y en fin, la vida por aquí.

-----Me pasé un buen rato dando masajitos a una menina (bebita) que no paraba de llorar. La madre ya pasaba de ella y el padre se estaba desesperando, y me la puso encima sin más, ale, por mirar. La toqué la tripilla y tenía gases, así que ¿por qué no intentarlo? Ya no había nada que perder, la niña berreaba sin consuelo.

-----Unos masajitos, un ratillo boca abajo, cuatro pedetes, y listo, niña tranquila y padres ¡¡¡Durmiendo!!! ¡¡Tendrán jeta!! Esperé un rato pero... "Eh, señor, la menina, tome". "Ahhhhhh, obrigadoooooooooo!!". Solo espero que la menina no vuelva a llorar porque me temo que estos se han aprendido el truco de "la turista blanca la calma". Y lo mejor es que mañana también van a Nampula.

-----Poco antes de llegar a Quelimane, a la altura de Caia, hay que cruzar el rio Zambezi, de momento en trasbordador, aunque el puente está ya muy avanzado. Todos los pasajeros nos bajamos. Esperamos que llegue el trasbordador. Primero entran los vehículos grandes, luego los pequeños y por último peatones y bicis, tragándos toda la porquería que escupen los vehículos. Durante la espera alguien grita "¡¡Nampula!! ¡¡Nampula directo!!" Ufff, menuda suerte, allá que voy y me ahorro una parada en el camino. Es un pic-up.

-----"Cuánto?"
-----"Quinientos, vamos, vamos, Nampula directo!!"
-----"Dentro?"
-----"No fuera, en la caja, 500 meticais"
-----"Fuera!! Te doy 300"
-----"450"
-----"350"
-----"400"
-----"Ok, 400. voy a por mis cosas" ¡¡Mierda!! La mochila está arriba, no te dejan llevarla dentro, porque ocuparía el lugar de una persona ( y eso supone pagar otro billete). Pregunto al conductor del bus y claro, lo que esperaba. La carga va bien tapada y atada, y luego están las cabras, habría que liar una del copón. No, no me bajan la mochila. Mi gozo en un pozo, tendré que hacer noche en Quelimane irremediablemente, después de 11 horas de viaje.



Chapa Grande


------01.02. Desde Quelimane. También hay que comprar el siguiente billete la tarde anterior, y más vale esperar en la "estación" de buses a que llegue el de Nampula, porque las plazas vuelan, más aún en fin de semana. Llega sobre las 15:30/16:00. Los viajeros empiezan a hacer cola en la ventanilla del conductor. Yo estaba en la cera de en frente, a la sombra, y en lo que tardé en cruzar la calle y ponerme a la fila casi me quedo sin billete. Pille el 56, de 65 plazas, si, este bus es grande, más gente en los pasillos.

-----El viaje se me hizo eterno. Al estar tan atrás era prácticamente imposible bajar, incluso en las paradas "oficiales" que realmente solo hace una de media hora, las demás son para subir o bajar pasaje. Y bajar se puede, lo chungo, chunguísimo es subir y conseguir llegar sano y salvo a tu asiento, por la cantidad de gente y bultos que hay por el pasillo. Catorce horas encerrada y estrujada en aquél estrecho 56, que por suerte era ventanilla, mal que le pesara al 57 que quiso quitarme el sitio. Aunque bien pensando no se si fue por suerte o desgracia, porque es ventanilla de las que no se abren, solo un pequeño ventanuco arriba, por el que no entra ni la cabeza, y me tocó sol, para rematar la faena. Menos mal que la niña de los gases viajaba como 10 filas más alante, con lo que en este viaje me libré de trabajar.

------02.02. Desde Nampula a Ilha Mozambique. Después de la desastrosa pensión de esta noche, seré capaz? Los chapas empiezan a salir a las 5:00, allí que estaba yo a las 4:15, la primerísima, por si acaso, que luego el sol aprieta mucho. Llega el primer chapa que va hacia la Ilha, es pequeño pero como soy la primera, mi cochila va atrás, en el maletero, según el conductor segura, y así fue, y yo en el asiento de alante. Vamos dos y el conductor, pero vamos, ni punto de comparación con ir atrás en un enano de estos y con todos los bultos por donde se puede.

-----Este viaje fue mejor, y 6 horas de nada, ya no cuestan. Hay que asegurarse de coger un chapa directo a la Ilha, no pueden entrar todos, porque está unida al continente por un estrecho puente de tráfico reducido y controlado. Muchos intentan engañarte y llevarte hasta Monapo, de donde salen los tanzanianos a la Ilha.

-----El conductor te deja donde le digas, aunque intentará llevarte a casa de su "amiga" tal, que es barato. Bueno, yo le dije que primero la veía, me gustó y me quedé.

-----Hoy si tengo tiempo de aprovechar el día, son las 11:00. Vi el norte de la Isla. Una siesta ¡¡Por Fin!! Paseito por el sur. Un coco para cenar y a la cama que mañana sales a las 5:00.

------03.02. Hoy si que ha sido un día interminable. Chapa tanzaniano en Ilha Mozambique para salir de la isla. En Lumbo otro chapa hasta Namialo, donde está el cruce para desviarse a Pemba. Aquí el bus pasa sobre las 12:30, son las 8:00, me recomiendan no esperar, lógico, no hay una sola sombra, así que, si puedo evitarlo mejor. Lo único que sale hacia Pemba es un camión, con todas las letras y 22 ruedas, pufff!! Las mujeres, los niños y algún otro que paga, viajamos en cabina. ¡¡Caramba con las cabinas de estos camiones!! Mira otra cosa que ya conoces. Nos acoplan a unos 10, entre niños, madres y adultos, en la cama de abajo (que tiene dos) y ale, caminito. Supongo que siempre llegaré antes que si espero aquí 4 horas.

-----Sobre la carga del camión (este lleva carga baja, o sea, sin "cuerpo", caja o como se llame), también viajan los que no pagan, y tumbados porque está prohibido, pero el camionero les lleva, supongo que algo sacará. Ocho larguíiiisimas horas de encojido no-asiento, por supuesto sin respaldo, suerte que podía apoyar la cabeza en la columna de delante. Hace muchísimo calor, tengo congestión y mocos, muchos mocos, y algún retortijón, lo he pasado realmente mal y, cuando por fin parecía que llegábamos, se para, nos dice que nos bajemos y arreglemos un chapa. No continúa, porque le cobran por exceso de peso, en el control para entrar en la ciudad.

-----Bajamos con todo. Ningún chapa nos para en unos 45 minutos, somos muchos y ya llevan su carga. Por fin al conductor consigue que no le cobren de más y ale, otra vez todos arriba, con todos los bártulos. Llegamos, ¡¡por fin llegamos!!

------06.02. He tenido que parar dos días para recuperarme del catarromediogripe que pillé. Me voy de Pemba a Ibo (Quirimbas) en un tanzaniano, por un camino sin asfaltar. Ha sido el peor de los transportes, pero el más divertido. El chapa tanzaniano te lleva hasta Quissanga, aunque casi todos continuan hasta Tandanhangue, donde está el puerto de dhows (lease patera) que van a Ibo. En total 10 durísimas pero entretenidas horas de viaje.

------10.02. Para regresar de las islas, misma historia pero a la inversa. Los dhows solo salen con la subida de la marea, los manglares no permiten salir antes. En esta época eso es sobre las 10:00/10:30 h. Pero no hay que fiarse porque cada estación climatológica tiene las mareas a horas distintas, hay que preguntar o fijarse bien en los horarios de subida y bajada del agua. La patera te deja en Tandanhangue y allí hay que coger el chapa tanzaniano hasta Pemba. Normalmente el chapa está bien coordinado con el dhow, o espera a los pasajeros, porque sabe que vienen de la isla. Si hay suerte, y suficiente pasaje, va hasta Pemba en el día, eso si, llega sobre las 22:00 h. Si no hay suerte, en Quissanga no hay donde alojarse, pero en Tandanhangue, Isufo, de "casa Isufo" ofrece un suelo para dar una cabezada y algo de comida.

-----Conclusión: Si vienes a conocer Mozambique, está genial ir de chapa en chapa, localidad tras localidad. La carretera principal discurre cerca de la costa, la están arreglando, y los tramos nuevos están muy bien. Cada sitio tiene su aquél, su playita, sus gentes, sus tradiciones y sus alrededores. O las posibilidades de adentrarse y cubrir algun treking de montaña, o visitar alguna reserva natural. Mozambique tiene mucho que ofrecer sin duda. Pero para atravesarlo, solo para cruzarlo, de sur a norte, mejor tomar un vuelo. Sale más o menos de precio como la suma de chapas y taxis que necesitas, te ahorras tiempo y sobre todo, las mil y una penurias e incomodidades por las que hay que pasar. De haberlo sabído en Vilankulo habría cogido un vuelo a Pemba seguro. Eso si, el tanzaniano de las Quirimbas no te lo ahorra nadie.




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Anímate a compartir tus pensamientos